Llamar al 627700193  Enviar un WhatsApp Tienda ProductoHerbal.com

Identificarse

Acceda a su cuenta

E-mail *
Contraseña *
Recordarme

Acceso al carrito

COMPRA (Sin productos)

Comprar Herbalife en Melilla | Distribuidor independiente de Herbalife

Comprar Herbalife en la tienda online ProductoHerbal.com

Herbalife en Melilla | Venta de productos online en toda Melilla

Comprar productos Herbalife en todo Melilla

La ciudad de Melilla debe su origen a los fenicios. Durante varios siglos fue un punto clave para el comercio y como punto defensivo del Mediterráneo por su ubicación. Cuando se visita Melilla se nota rápidamente una diferenciación entre la parte de la urbe que se conoce como Ciudad Vieja y aquella     de procedencia más moderna que se caracteriza por tener un complejo arquitectónico más propio de nuestra época.

La instalación de los fenicios en Melilla se debió a que pronto detectaron la importancia estratégica de esta ciudad en el Mediterráneo en el siglo VII a. C. En ese momento la ciudad se denominó como Rusadir, convirtiéndose poco a poco en un puerto comercial de gran valor.

Con el paso de los siglos una vez fue colonia romana pasó de ser un puerto de alto valor comercial a ser un nudo de comunicaciones. Ahora bien, el momento de máximo esplendor de Melilla fue con la presencia de los árabes en la que se convirtió en un enclave tanto comercial como defensivo. Desde el año de 1497 paso a estar en manos españolas.

Melilla, la Ciudad Vieja

El Pueblo es como se conoce la parte más vieja de la ciudad. Es un conjunto que ha sido declarado como patrimonio histórico y artístico. Son varias las murallas y fosos profundos que se reparten por la zona, los cuales se van escondiendo por las callejuelas del lugar para después formar los barrios de esta zona antigua de Melilla.

Se aconseja dar un recorrido por la Ciudad Vieja en Melilla ya que es aquí donde se conoce de manera directa la historia de la ciudad, la cual por cierto en esta zona se divide en cuatro ciudadelas que se comunican entre sí.

Melilla, la Ciudad Modernista

El trazado urbano en esta parte de la ciudad se modifica considerablemente al compararlo con su casco histórico. En este punto las edificaciones son más elaboradas, con fachadas que nos hacen pensar más en la época actual y con balcones muy llamativos. Las casas se van alternando de cuando en cuando con bares y comercios.

Cerca de la Plaza España se pueden visitar edificios notables que todo turista desea conocer por el significado que guardan como el Palacio de la Asamblea, el Casino Militar y el Banco de España. Sobre esta zona de la plaza se destaca que es posible acceder a multitud de comercios en los que se puede adquirir todo tipo de productos o artículos, desde artesanías, regalos para familiares e incluso Herbalife Melilla para los que desean cuidar de la salud de su cuerpo durante el viaje.

Una de las particularidades de Melilla es la combinación entre los cuatro estilos arquitectónicos que han perdurado en esta urbe a lo largo de la historia: cristiano, musulmán, hindú y hebreo. Por ejemplo, al recorrer estas coches veremos: La Mezquita Central, la Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, la Sinagoga de O Zaruah y el Oratorio Hindú.

Actividades en Melilla

Las playas que se extienden a lo largo de la costa de Melilla son espectaculares por la arena fina que las rodea. El puerto deportivo Puerto XXI es uno de los lugares que se recomienda visitar si se está en la zona de playas, el cual se ubica en el antiguo Cargadero Mineral y la playa de San Lorenzo.

En la construcción del Puerto XXI se pueden encontrar varios atraques para embarcaciones deportivas, un centro comercial y zonas de ocio para los visitantes. Son muchas las opciones para pasar el tiempo en el lugar, pero entre ellas se destaca: la posibilidad de aprender a navegar en la Escuela de Vela, practicar deportes náuticos como el esquí acuático, windsurf o submarinismo.

La gastronomía de Melilla

Como es de esperar en una ciudad con la ubicación de Melilla el pescado y los mariscos hacen parte primordial de sus comidas típicas. Igualmente no se debe dejar de reconocer que su cocina es muy variada justamente por la influencia de las diversas culturas que se han asentado en su territorio.

Las frituras de pescados, los mariscos, arroces, los pinchos morunos, la harira (una sopa de verdura y carne), el cuscús que se hace a base de sémola de trigo, son las opciones tradicionales.

En ese sentido la comida en Melilla es diversa pero siempre marcada por la influencia del mar. De todos modos sea que se busque una de estas opciones típicas, comprar Herbalife en Melilla para suplementar la dieta en el viaje o probar uno de los dulces de la ciudad como los buñuelos, el cuscús dulce o las empanadillas rellenas, todo será espectacular en Melilla.

Leer más »